Ferran Cerro, el ‘alma’ de la receta gastronómica catalana

El joven chef de Reus se ha formado en fogones nacionales de la talla de Sant Pau, Arzak, Nandu Jubany y el Celler de Can Roca

En su pequeño restaurante de la Plaça del Castell de Reus, Ferran Cerro elabora una gastronomía de primera categoría, emanada de una dilatada formación cosechada en algunos fogones nacionales de prestigio de la talla de Sant Pau, Arzak, Nandu Jubany y el Celler de Can Roca. Ferran Cerro es, sin ninguna clase de dudas, una excelente sugerencia para comer muy bien en las comarcas tarraconenses, un lugar para descubrir, experimentar y disfrutar cocinas, y para deleitarse de las joyas culinarias que el joven chef elabora en los fogones, siempre con una excelente relación calidad-precio.

Nacido en Reus en 1988, en 2004 Ferran Cerro comienza su formación en el mundo de los fogones. A pesar de dar sus primeros pasos cerca de casa, en restaurantes como el Rincón de Diego y La Grava, su actitud inquieta le llevó a entrar en las mejores cocinas del país. Desde el 2006 hasta el 2011 fue parte del equipo de los hermanos Roca. También, de Sant Pau de Carme Ruscalleda; de Sergi Arola, como jefe de cocina, y también como jefe de cocina de Nandu Jubany, en el año 2016.

Entre las sugerentes y estudiadas propuestas de Ferran, hay que tener en cuenta el atún en tartar, leche de coco aromática, chile, chipotle, daikon, jengibre y lima; el ravioli de cherne sobre caldo de cazuela, escaldón, mojo rojo y cebolla roja encurtida en vinagre macho; la ventresca de patudo canario, papada ibérica de bellota, mojo de kimchi y panko crujiente; y el cochinillo confitado, cremoso de zanahoria y cúrcuma, tartar de orejones y hongos. Ferran Cerro se erije como el ‘alma’ de la receta gastronómica catalana.

En 2017 abre en la calle San Juan

El año 2017 abre en la calle San Juan de Reus un pequeño restaurante que llevaría su nombre. En dos años se le quedó pequeño, y coincidiendo casi con el primer Sol que le otorgó la guía Repsol, en 2020 inaugura el nuevo local de la Plaça del Castell, acompañado por los puntales de su equipo que han estado con él desde los inicios, y de nuevos profesionales de viaje. En 2020 es elegido Restaurante Revelación 2021 por la Guía Gourmand y también entra por primera vez en la Guía Michelin. En 2021 renueva el Sol Repsol hasta la actualidad.

Cocina vanguardista

La capacidad del restaurante es para unos 46 comensales. El equipo está compuesto por Ferran, Sergi Sanz a la cocina, Júlia Perpinya a cargo de la pastelería y María Murguia en la sala. La cocina es vanguardista, creativa, y busca la combinación de sabores, gustos y texturas, emanada de la materia prima adquirida diariamente por el patrón al mercado de Reus, que está prácticamente frente al restaurante. Una oferta de platos sugestivos, de pescados, carnes y sobre todo verduras, hacen las delicias de los comensales, sin olvidar los postres. La carta de vinos tiene unas 40 referencias, básicamente escogidas de las bodegas tarraconenses. La oferta gastronómica se fundamenta en tres menús, con platos a escoger de una carta basada en el producto, que es muy fresco y tratado al momento, con un gran trabajo de elaboración y presentación.

También te podría gustar...

Deja una respuesta