Habemus Papam

Enric Ribera Gabandé. 

Ha muerto el Papa de la gastronomía francesa ¿Y ahora qué? ¿Cuándo se va celebrar el conclave para elegir a su sucesor? ¿Qué cardenal del purpurado restaurador francés se postula como su sucesor? ¿Cuándo oiremos en Habemus Papam? Dífícil, pero no imposible. Alain Ducasse, a pesar de su ya avanzada edad y a sus incontables proyectos ejecutados y en los que está metido de lleno, es uno de ellos. Ducasse es un serio aspirante a ocupar el trono de Bocusse. De hecho y desde hace un tiempo, ya viene ejerciendo como tal, llevando las riendas de algunos eventos de gran importancia para el país como son el Goût de France, el Delicious París (en 2016), y el Bistrinomie (en 2017), que han cosechado éxitos sin precedentes, especialmente, el Goût de France, al que cada año 3000 chefs de gran prestigio mundial celebran el día de la gastronomía de Francia en todo el mundo.

Alain Ducasse empezó en los fogones a los 16 años de edad en la Provenza, su tierra natal. El mar Mediterráneo y la cocina provenzal le llenaron el espíritu y la imaginación creativa. Desde muy joven tenía claro que su pasión era las marmitas y las perolas. Alimentado por el contagio de Chapel, Ducasse se hace cargo en 1981 del restaurante del Hotel Juana, en Juan-les-Pins, que obtendría en 1984 dos estrellas en la Guía Roja Michelin, con tan sólo 31 años de edad. “La cocina es una de las más bellas manifestaciones del arte de vivir a la francesa. Pero hay que hacer perdurar esta tradición y evitar que se transforme en un museo. Debemos conservar la exigencia de calidad y, al mismo tiempo, no tener miedo a innovar”, aseveró Ducasse, durante la celebración del Food Festival Qatar 2016. Sabias palabras de un hombre muy inteligente y preparado para ocupar el sillón papal.

Joêl Robuchon, elegido como el Chef del Siglo XX de Francia, con 31 estrellas Michelin situadas en sus incontables restaurantes que tiene repartidos por los cinco continentes, es otro de los serios aspirantes a ser considerado nuevo Papa de la gastronomía francesa. Su carisma y personalidad desbordan optimismo y credibilidad entre la sociedad internacional. Todo lo que toca lo convierte en oro, en éxito empresarial y mediático.

Junto a estos dos grandes maestros de la restauración, se debe tener en cuenta a otros que están apuntalando muy firme su candidatura al trono. Guy Martin, Michel Bras, Anne-Sophie Pic, Guy Savoy, Yannick Alléno,  Pierre Gagnaire, Alain Passard, Éric Fréchon y Jean-François Piège. Todos con una gran reputación culinaria y gran influencia dentro y fuera del país. A buen seguro y a no tardar el cardenal protodiácono del Vaticano francés dirá ¡Habemus Papam!

 

También te podría gustar...

Deja un comentario